Akelarre


Por: Nicoll Sandino


¡Arre! ¡Arre! que arde el akelarre
encuentro de brujas conspirando nuevos aires
no es algo maligno, es un ritual en torno al Hip Hop
cultura de lucha, el fuego ya está encendido.

En el alma, florecen nuestras llamas
raíces arraigadas a mujeres de la pacha
mama, lama sabiduría que emana
de damas hechiceras las quemaron por su fama.

De malvadas, dadas de baja por un orden
patriarcal, masculino y religioso
época donde todo es supersticioso
encuentros diferentes sentencian tu sacrificio.

Esto no es ficticio, prejuicios son desquicios
de la iglesia que con la santa inquisición
asesinó a mujeres por supuestos pactos
con el demonio y como herejes las trató.

Culpabilizadas, torturadas, sospechosas
sin poder probar siquiera su inocencia
condenas fabricadas, no habían evidencias
parece que el macho cabrío es la propia iglesia.

Inculcando miedo, terror, oscurantismo
en la sociedad asustada por “anti misas”
quizás fueron quienes aprobaron el sadismo
¿callados disfrutaron de ver chicas quemadas?

¿Qué más da? ¿pensaron esto? nadie sabe
más la historia lo prueba con las brujas de Salem
mujeres son lo indómito, lo no corregible
El poder femenino, para ellos es terrible.

Mágicas pociones, porciones de energías
positivas, la juntanza es la virtud
al patriarcado lo enterramos en el ataúd
hoy volamos libres, hasta la infinitud.

Nada nos detiene, estamos pa' resistir
existir sin estigmas y en el mundo fluir
se acabó el sometimiento, nuevas formas de vivir
brujería no es saber de plantas, dejen la psicosis.

Zombis, fictis, transformen sus creencias
son necias las ideas de acabar con nuestra esencia
es esa la fuerza que nos lleva a prender la hoguera
hechiceras que han muerto allí como guerreras.

Recordamos su legado, con fuego no pagamos
Esto es siglo veintiuno, nueva era ha cambiado
conjuros de unidad, alegría y sororidad
ni un minuto de silencio por todas las que acallaron.

Ahora reivindicamos la palabra akelarre
viene del país vasco y a través del erre, a, pe
le damos otro sentido, ritmo de misticismo
las brujas y la luna nos guían a lo divino.


 

Comentarios
* No se publicará la dirección de correo electrónico en el sitio web.